EL GOZO DE LA VIDA

Las personas pueden experimentar gozo de acuerdo a la circunstancias que están viviendo, sin embargo la Biblia nos enseña algo muy interesante sobre el particular.

La palabra de Dios es la guia fundametal para cada creyente, en ella conocemos el plan perfecto de Salvación, la forma como vivimos en familia también en la sociedad y nos habla del verdadero gozo.

Miremos lo siguiente, las personas que no conocen a Dios experimentan alegría de acuerdo a sus logros, por ejemplo, le subieron el sueldo en la empresa, logro ascender en la carrera universitaria y curso un doctorado o una maestría. Todas estas acciones son momentáneas y las sensaciones de bienestar por ello son pasajeras.

Ahora la Biblia nos enseña que nuestro gozo no proviene del mundo si no de nuestro salvador, en Juan 15: 11 se nos dice que “Estas cosas os he hablado, para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea cumplido.” En este pasaje nuestro Señor Jesucristo está compartiendo con sus discípulos momentos antes de ser apresado por los gobernantes de la época y les expresa que el que permanece en ÉL, podrá experimentar ese gozo permanente.

Y ese gozo se experimenta cuando reconocemos y entendemos que por nuestras obras no llegaremos a la salvación, que bajo el formato del mundo somos enemigos de Dios y que solo el sacrificio de Cristo puede traer esperanza al pecador.

Saber que ya no pertenecemos a las tinieblas eso es motivo de gozó, que ya no le servimos a los intereses de Satanás eso es esperanzador y que ahora Dios esta trabajando en nosotros trae alegría a nuestro corazón.

Nuestro gozo no depende de las circunstancias de la vida, nuestro Gozo es Cristo.